¿Para qué sirven la Curva de Retención de Humedad y la Curva de Conductividad Hidráulica?

Conocer la Curva de Retención de Humedad (CRH) y la Curva de Conductividad Hidráulica (CCH) es importante en cualquier aplicación en que el suelo tenga un papel principal o secundario. De este modo, estas curvas , si están bien definidas, nos aportarán información imprescindible y muy importante.

La CRH y la CCH tienen distintos campos de aplicación:

  • AGRICULTURA
    • Planificación y manejo del riego
    • Uso eficiente del agua del riego
    • Agua Disponible y Capacidad de Campo
  • ESTUDIOS DE ADAPTACIÓN EN CAMBIO CLIMÁTICO. ECOFISIOLOGÍA VEGETAL
    • Medidas de agua en el suelo. Contenido y Potencial
    • Mecanismos por los que el estrés afecta al crecimiento y a la fisiología
  • FABRICANTES DE MEJORADORES DE LAS PROPIEDADES FÍSICAS DEL SUELO
    • Medidas de la mejora de la infiltración de suelos
    • Medidas en el aumento de la retención de agua en el suelo
  • PROGRAMAS DE MEJORA GENÉTICA EN CULTIVOS EXTENSIVOS, HORTÍCOLAS Y LEÑOSOS
    • Cuantificación del estrés hídrico
    • Identificar variedades con el rendimiento más estable en todo el abanico de disponibilidad de agua
  • HIDROGEOLOGÍA Y CONTAMINACIÓN DE AGUAS Y SUELOS
    • Modelos hidrogeológicos e hidrológicos
    • Balances de cuenca
    • Efecto de biofiltros
  • GEOTECNIA E INGENIERÍA CIVIL
    • Estabilidad de taludes
    • Clasificación y determinación de arcillas expansible Si queréis saber más sobre la CRH y la CCH acceder en este enlace
Ir arriba